sábado, 13 de junio de 2009

Mi carro...

Dejadme que me ponga melancólico por un segundo porque esta semana cambiaré mi coche con 11 añitos por uno nuevo con menos emisiones y que consume menos (y que tiene una ayudita maja ;) ). Y, quieras que no, te da por recordar...

Cuantos viajes hemos hecho juntos. Que compañía me ha dado cuando me tocaba ir solo por la CAPV y parte del extranjero :). Que bien me ha respondido fuese donde fuese. Como evitaba quejarse aunque lo llevase bastante guarrete por dentro y por fuera. Que viajes al Contempopranea... y a Málaga... y el último a Bretaña... Siempre sin quejas ni problemas... ¡Ay! Si ese coche hablase...

Y en breve, pobrecito, será despiezado y aplastado por una máquina
infernal, dejándolo sin vida y reducido a un trozo de lata del tamaño de una coca-cola.... Por eso, quiero aprovechar estas líneas para darle el homenaje que se merece. Yo, Iñigo, te dedico a ti, Xantia, este tema con todo mi amor. Porque sé que algún día me pararé y me preguntaré... ¿'Dónde estará mi carro?... Por muy lejos que esté, mi carro es mío... [...]... y al final lo encontré sin atalajeeeee
¡Gracias por todo! :D



aqui tenéis el nuevo bólido. ¡Yuju!



4 comentarios:

Edurne dijo...

qué colgado estás!! la verdad es que da penita, pero en cuanto tienes el nuevo se te olvida...sácale fotos antes de que vaya a la chatarra, que luego hace ilusión verlas!

José Antonio dijo...

He escucado atetamente la letra de la canción y la considerto inapropiada, por que ni los clavos relucían, ni na de na ..... despues de burro muerto la cebada por el rabo..... jejejejejeje

Íngolo dijo...

jejeje... te voy muy atento josis... me rei bastante cuando escuche la letra... con lo limpio q llevo siempre el coche!!!!! :D

LoBo´s back dijo...

pues que dure el nuevo!
tu ya has aportado tu granito de arena para reactivar la economía en estos tiempos de crisis :)